Una de cada diez personas desarrollan várices, una enfermedad que afecta a las venas de las piernas y provoca importantes problemas de circulación. Conozca más sobre ella y la avanzada tecnología para tratarla.

Las varices son una patología que afecta a las venas de las piernas, que se ensanchan y dilatan en exceso. Esto provoca problemas de circulación sanguínea que pueden ser muy perjudiciales para la salud.

Quienes sufren esta enfermedad sienten pesadez de piernas, calambres, picores y, en ciertas ocasiones, dolores. Son más frecuentes en las mujeres, sobre todo por el efecto de los embarazos”.

Las varices se forman por un mal funcionamiento de las válvulas de las venas de las piernas. De esta forma, la sangre que viene del corazón se estanca en la venas, ensanchándolas y haciéndolas insuficientes.

Se pueden clasificar según su tamaño en:

Loading...
  • Pequeñas: generalmente son un problema estético, aunque igual pueden producir sensación de pesadez y cansancio en las piernas.
  • Medianas: ya empiezan a ser un problema de salud. Con la edad suelen producir flebitis superficiales dolorosas o pequeñas varicorragias (sangrado de una vena).
  • Grandes: producen dolor, úlcera y odusiones de las venas por trombosis, entre otras cosas. Su tratamiento es obligatorio.

Tipos de complicaciones

  1. Flebitis: Inflamación de una vena. En la mayoría de los casos, sólo produce dolores locales.
  2. Úlcera varicosa: Lesión cutánea, generalmente dolorosa, que provoca la muerte y pérdida de la piel, dejando una herida que no cierra. Se localiza preferentemente en la cara interna de las piernas, a la altura del tobillo.
  3. Varicorragias: Sangrado de las várices. Es muy aparatoso, pero en la mayoría de los casos sin consecuencias graves.
  4. Dermatoesclerosis de la piel: se localiza en el tercio inferior de las piernas y produce un endurecimiento de coloración oscura-negruzca en la piel que no es recuperable.
  5. Dermatitis eczematosa de la piel: pica intensamente.
También podría interesarte  10 Mitos acerca de las dietas que debes conocer

Tratamiento

El diagnóstico de varices debe hacerlo un especialista, que debe valorar las circunstancias de cada paciente. En general, consiste en averiguar por dónde se está devolviendo la sangre venosa y dilatando las várices; para cerrar quirúrgicamente estas venas y así permitir el flujo normal y lograr un mejoramiento estético.

Prevención

Entre otras cosas, el cirujano cardiovascular realiza las siguientes recomendaciones:

  • Evite estar mucho tiempo sentado con las piernas cruzadas. Permanecer de pie sin moverse tampoco es aconsejable.
  • No use ropa demasiado apretada. Las ligas, faldas, cinturones e incluso zapatos no deben de ponerle trabas a la circulación de la sangre.
  • Camine a diario, esto fortalece los músculos de la pantorrilla, mejorando la circulación venosa. Recuerde que estos músculos ayudan a que la sangre llegue mejor al corazón. Además, la planta de los pies es como una esponja y al caminar ayudas a que exprima las venas, mejorando la circulación venosa.
  • Evite estar mucho tiempo de pie o con las piernas inmóviles. Cuando se siente intente poner las piernas en alto. Si se estira en la cama, es mejor que las piernas estén un poco más elevadas que la cabeza.
  • No utilice calzado ni muy alto ni demasiado plano.
  • No utilice calor local ni duchas calientes.
  • Si está embarazada, puede usar medias especiales para embarazadas durante todo el día, durante todo el embarazo e incluso varios meses después del parto.

Categorías: Adelgazar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *